fbpx

¿La prestación de los servicios de salud, deben o no estar en competencia de regiones?

Editorial
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

ERP. El caso de la región Arequipa ha reactualizado el análisis del quehacer para la prestación de los servicios de salud, máxime en un momento crítico en el país con el caso de la pandemia por el coronavirus. La desesperación de todo el sistema por casos positivos y sobre todo por fallecimientos, es alta y comprensible y se encuentra con una estructura que no responde a las urgencias.

Lo cierto, que las regiones se han desarrollado de una manera anacrónica en lo administrativo, lo cual afecta en la prestación de los servicios. Sucede en Arequipa y en todo el país. Todo esto se vio antes y sigue aconteciendo desde que los gobiernos regionales asumieron competencias en el sector salud. Como se dijo en su momento, se transfirió todo el aparato burocrático, pero no el presupuesto necesario para mejorar la atención.

Los gritos de profesionales de la salud en Arequipa son claros sobre la inconformidad de las acciones adoptadas para amenguar la pandemia. El Director Regional de Salud es ampliamente cuestionado por el propio gremio médico, tal y conforme sucedió en su momento en Lambayeque, Loreto, Piura y otras regiones e igual sucede contra el propio gobernador de quien se dice es incompetente.

Lo cierto que las Diresa’s, son consideradas entes limitados en sus posibilidades, con escasas capacidades e intromisión administrativa que afecta la prestación del servicio. La situación es mayor cuando uno de sus órganos, llámese dirección subregional de salud u hospitales, son unidades ejecutoras, en ese caso, todo se maneja desde la instancia regional no solo en la disposición de los ingresos, sino igualmente designando funcionarios para tejer la red necesaria para hacer funcionar el sistema de intromisión.

¿La prestación de los servicios de salud, deben o no estar en competencia de regiones?¿La prestación de los servicios de salud, deben o no estar en competencia de regiones?

Frente a los fallos de la estrategia para contener el COVID-19; de inmediato las quejas y protestas se masifican; la situación no es nueva y es entendible. Una cosa es mirar la desgracia que ocasiona esta enfermedad desde lejos y otra estar enfrentándola a escasos metros. Por eso, que se ha visto a médicos, enfermeras y otro personal de salud, cuestionando lo que sucede y buscando culpables, en este caso la parte administrativa y de dirección.

Como ya hemos dicho antes y lo repetimos ahora, no se puede colegir que el Ministerio de Salud mejorará los sistemas administrativos y funcionales de las instancias descentralizadas; se trata de entender la complejidad de la estructura, plantear solución respecto a las deficiencias y activar de una manera más efectiva los controles. Sabemos, que la corrupción es de arriba y de abajo y todo ello se debe por la falta de fiscalización y control efectivo.

Se deben mejorar los niveles de articulación con el nivel central, pero igualmente la interrelación en el mismo espacio regional. Conocer la estructura del sector salud en cada región es fundamental y analizar cada proceso importante. Es la única manera de encontrar un sistema que funcione y que atienda a la población de manera efectiva, más aún cuando se trata de vidas humanas.

Sin duda, que pasada la tragedia existirá mucho por cambiar. La pérdida de vidas humanas no puede haber sido en vano y debe llevar a grandes objetivos donde la prioridad es garantizar a cada peruano, una atención de oportuna y de calidad. El reto es para todos y no tiene color político, aunque tampoco estará desprovisto del egoísmo de grupúsculos. Esta actitud es mucho más responsable que pretender sustraer de las regiones el sector salud.

Diario El Regional de Piura

Pristina 255