fbpx
25
Mar, Ene

La fundación de San Miguel, hoy San Miguel de Piura

Miguel Arturo Seminario Ojeda
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

ERP. Cuando desde el siglo XXI imaginamos sobre el inicio de una ciudad, de inmediato se va a la mente, un conjunto de hechos con base documental, que permite recrear esos instantes del que dan cuanta las crónicas y otros documentos oficiales, y así como se cuenta con documentos sobre los orígenes de San Miguel, existen los referidos a las ciudades de México, el Caribe, y la costa atlántica de América del sur, donde la vida urbana a la usanza europea, se hizo, antes de 1532, año de la fundación de San Miguel, a orillas del río Chira.

Por Miguel Arturo Seminario Ojeda
Presidente Honorario de la Asociación Cultural Tallán

Los europeos fundaron ciudades, cuando llegaron al Nuevo Mundo, estableciendo patrones de vida urbana, construidos socialmente, en esa parte de la tierra, generándose una desestructuración socio-económica entre los americanos, cuya organización social y espacial, poco tenía que ver con los patrones europeos.

La fundación de ciudades en América, por los hispanos, y los portugueses, como lo anotamos, se hizo desde fines del siglo XV, en el siglo XVI, y en los siguientes, dejando la planta de la forma de vida urbana europea en la costa atlántica, y posteriormente continuó en la costa del Pacífico. Fue en tierras del Tahuantinsuyo, donde se hizo la fundación de la primera ciudad en el Pacífico sur, la hoy ciudad de San Miguel de Piura.

Cruz TangararaLa Cruz de la Conquista, y de la fundación de San Miguel

En 1973 leí por primera vez, el acta de traslado de 1588, publicada en 1958, por la comisión del Festival del Libro Piurano, conteniendo el testimonio de Juan de Cadalzo y Salazar, funcionario de la Corona española, comisionado, para trasladar y fundar la ciudad de San Miguel, entendiéndose en el lenguaje del siglo XVI, que fundar significa, levantar, construir materialmente una ciudad.

Consta que dicho traslado se realizó el 15 de agosto de 1588, sin dar noticias del primer asentamiento de la ciudad, ya que solo se menciona al de Piura, hoy Piura la Vieja, espacio donde la ciudad se mantuvo por algo de 40 años, registrándose, que a pedido de los vecinos trasladados, procedentes de Paita, y que habían vivido en Piura (La Vieja), la ciudad se seguiría llamando San Miguel de Piura, nombre que conserva hasta la actualidad.

En 1932, al aproximarse el Cuarto Centenario de Fundación de la Ciudad, con gran entusiasmo, al ignorarse la fecha del hecho histórico de 1532, y para que la conmemoración no pasase desapercibida, se buscó intensamente la fecha exacta de la fundación, sin que pudiera hallarse el acta de fundación, que ya había sido requerida desde 1783 por el obispo Martínez Compañón, presumiéndose que desapareció en el incendio de Paita, en 1587.

La Municipalidad de Piura, encomendó a don Enrique del Carmen Ramos, hacer un cálculo, para determinar la fecha de fundación dela ciudad, a fin de establecer el día central para la conmemoración que se avecinaba, y consultando con las fuentes impresas que tenía, propuso que la fundación, se pudo realizar el 15 de julio de 1532, recomendando a las autoridades, que prosigan la investigación con especialistas, para determinar la fecha exacta de la fundación, y que recurran a los archivos de España.

En su tercer viaje, Pizarro llegó a Tumbes, enfrentando a los naturales, obteniendo una victoria, que coincidió en fecha, con el día de la aparición del Arcángel San Miguel, a quien se encomendó, y atribuyó la victoria. Poco después prosiguió viaje hacia el sur, sin hacer fundación alguna en Tumbes.

Pizarro llegó a Piura, por la ruta de Lancones, La Solana, y Poechos, continuó la ruta hacia el mar, y pasó por Tangarará, poblado de antigua existencia, importante desde época de los Sicán, los Chimú, y los Incas, quienes convirtieron al lugar en un centro administrativo.

Los doctores Miguel Maticorena Estrada, y José Antonio Del Busto Duthurburu, miembros de número de la Academia Nacional de la Historia, determinaron, documentalmente, que la fundación de San Miguel en Tangarará, se realizó el 15 de agosto de 1532, en ocasión convocada por el Concejo Provincial de Piura en 1997, con participación de especialistas en historia del siglo XVI.

Maticorena y Del Busto, demostraron, documental, y hermenéuticamente, que la fundación fue el 15 de agosto de 1532, y no antes, porque los oficiales reales, que obligatoriamente deberían encontrarse en el acto de la fundación, se habían quedado en Tumbes, y arribaron a Paita, la primera semana de agosto. Luego se protagonizó la gran rebelión de los curacas, o caciques tallanes, movimiento que fue debelado, con la victoria de los conquistadores, y tras la que se ordenó la muerte de los principales que rechazaron la conquista española. Así nació San Miguel, en Tangarará, precedida por un acto sangriento de rechazo a la conquista española.

La ciudad de San Miguel se mantuvo en Tangarará, hasta 1534, luego fue trasladada a Monte de los Padres, en Piura (la Vieja), posteriormente a Paita, y luego al Chilcal, donde actualmente se encuentra. Durante el virreinato, en la ciudad se reprodujo la estructura del mundo colonial, en el siglo XIX se experimentaron pocos cambios, correspondiendo al siglo XX, y al XXI, el crecimiento de Piura, que presentan a la ciudad, tal como hoy la conocemos.

Diario El Regional de Piura

Online casino

Pristina 255