04
Lun, Mar

Dina Boluarte aboga por un nuevo año de paz social, diálogo y recuperación económica

Política
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

ERP. Dina Boluarte Zegarra lidera un gobierno que se sostiene con la acción de las Fuerzas Armadas y Policiales y es rechazada por una gran parte de peruanas y peruanos, quienes le piden su retiro del Poder Ejecutivo; sin embargo, aprovechando el último día del año, aprovechó para bajar las tensiones que implican más de 26 asesinatos y creyendo que proyectos y programas sociales le darán la paz que requiere para seguir adelante, hizo anuncios de lo que hará.

En su alocución, la presidenta Dina Boluarte sostuvo hoy que 2023 tiene que ser el año de la paz social, del diálogo, de la recuperación económica y de la atención a las necesidades más urgentes de los peruanos, sobre todo de los más vulnerables. Como sucede siempre, obvia hablar de aquellos que cayeron por las balas asesinas de las Fuerzas Armadas y Policiales. 

“También tiene que ser el año de las reformas políticas que permitan ir a unas elecciones generales libres y transparentes, donde todos los peruanos y peruanas podamos elegir a nuestras nuevas autoridades”, señaló la mandataria en mensaje a la Nación.

La Jefa del Estado remarcó que durante las tres semanas del gobierno de transición se han adoptado medidas para mejorar de manera inmediata las condiciones de vida de la población, mediante proyectos de infraestructura, alimentación y de combate a la pobreza.

A manera de ejemplo, citó el plan Con Punche Perú, que comprende 19 medidas a ser implementadas en el primer semestre de 2023, con alto componente social y productivo, y enfocadas en la reactivación económica a nivel nacional.

Ello, mencionó, demandará una inversión de 5900 millones de soles y generará más de 130 mil empleos. Además, se fortalecerá la atención primaria en salud y se destrabará la culminación de hospitales regionales actualmente paralizados.

De igual forma, la dignataria aseguró la reactivación de proyectos emblemáticos como Chavimochic y Majes Siguas II, que suman una inversión de más de 1300 millones dólares, y medidas para garantizar que los escolares tengan un 2023 con adecuada infraestructura, alimentación y mayor conectividad a internet y otros servicios.

La presidenta afirmó que estas medidas, junto con el destrabe de proyectos de agua, siembra y cosecha y coordinación permanente con las nuevas autoridades regionales y locales, irán de la mano con la lucha frontal contra la corrupción.

Unidad para el desarrollo

“Asumí el gobierno por mandato constitucional y en circunstancias difíciles; sin embargo, tengo la más firme convicción de que con el apoyo y contribución de todos, hombres, mujeres, jóvenes, estudiantes, trabajadores, pymes, gremios, sociedad civil, colegios profesionales, universidades y comunidades campesinas, podremos darle un nuevo horizonte a la patria”, enfatizó.

Subrayó que el Perú es más grande que sus problemas y expresó su confianza en que 2023 se lograrán las metas con paz y desarrollo.

“Cuando en el futuro se recuerde este momento, confiamos en que se dirá que nunca nos rendimos y que sentamos las bases para un Perú mejor. Tenemos que trabajar unidos, con el compromiso de sacar nuestra patria adelante, unámonos en un solo abrazo y corazón, digamos gracias por la vida, la paz y un futuro con esperanza”, dijo la dignataria.

“El pueblo peruano no es violento ni agresivo sino pacífico, solidario, valiente, pujante, que ama la paz y apuesta por el desarrollo”, añadió.

Diario El Regional de Piura
 

Publicidad Aral1