¿Y qué pasará cuando no baste que Piura nos compre?

Nelson Peñaherrera
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

ERP/Nelson Peñaherrera Castillo. Hay una ardorosa e inspiradora campaña que se ha lanzado informalmente en redes sociales, digo porque en los estados que voy siguiendo no se identifica una organización en particular excepto el entusiasmo ciudadano, llamada Cómprale a Piura, que no hay que explicar mucho porque el título lo dice todo y bien clarito.

Aunque sí podríamos redondear su objetivo: motivar a que la población prefiera adquirir, consumir y recomendar los productos típicos de la región con la finalidad de reactivar la economía de Piura (el departamento, pues, ya no sean tan chauvinistas) en un escenario post-El Niño.

¿Brillante idea? ¡Brillantísima!

Sin embargo, no todo es miel de abejas (del bosque seco) sobre hojuelas (de plátano verde fritas en manteca de chancho). En medio de todo el entusiasmo asoma una pequeña debilidad que no podrá salvarse en el corto plazo porque la venimos arrastrando por décadas: producimos pero no somos conscientes de cómo lo hicimos y cómo lo podemos empaquetar como un exitoso modelo de negocios. ¿Debido a qué? A que obviamos un proceso llamado investigación+desarrollo o I+D.

Aunque muchos me dirán que están donde están porque fueron experimentando, equivocándose, comprobando, es decir siguiendo un método científico casi por intuición, donde podrían quedarse trastabillando o sin respuesta es cuando se les pida que presenten la sistematización de tal experiencia, y una experiencia de décadas.

Quizás para el mercado local, que de por sí debe estar ajustado o tratando de reacomodarse luego de las lluvias torrenciales, ese detalle no es relevante. Pero, ¿qué pasará cuando ese mercado quede corto para la iniciativa y halla que dar el salto al nacional o al mundial? O... ¿morirá acá nomás?

Hace tiempo una de mis productoras me hablaba de las maravillas de una flor que crece casi silvestre en nuestros campos y que ha resultado ser toda una joyita para quienes convalecen de una quimioterapia. La historia (que la tengo en cartera) le interesó a un primo mío obsesionado en exportar hasta a los zancudos. Todo parecía ir sobre ruedas hasta que él, con toda la justicia del mundo, preguntó: "¿Y tiene registro sanitario?"

Ese fue el fin de la conversación porque la flor de marras no lo tiene. Y un registro sanitario no es que se invente y ya, sino que pasa por un periodo de pruebas y análisis (rigurosos, espero) para que el mercado esté convencido que le vendemos salud y no un pasaje seguro al cementerio más cercano.

Para eso, no basta con que logremos la fórmula: hay que escribirla secuencialmente, sistematizarla y publicarla. Eso es investigación.

Del mismo modo, si vamos descubriendo nuevas formas de aprovechar el recurso, debemos seguir el mismo proceso metódico. Eso se llama desarrollo.

Eso es, en términos chusquitos, la famosa I+D.

Fíjense que a raíz de Cómprale a Piura, hemos iniciado en FACTORTIERRA.NET un microproyecto llamado Hecho en Piura (en inglés se llamará, obviamente, Made in Piura) en el que vamos a contarle al mundo por qué esos productos típicos de la región son lo mejorcito que se pueden llevar o que se puede exportar, y nos hemos caído de cara al descubrir que la información anda más dispersa que tiradero de ministro o más inexistente que chivo perdido en cerro encantado.

Claro, tú dirás, es que pa' eso son periodistas, ¿no? Pa' poner todo en orden.

Sí y no, estimado lectorcito.

Sí, porque en periodismo de investigación una de las cosas que aprendes es a armar rompecabezas por más complicados que parezcan, y eso nos hace muy cotizados (chúpate ésa).

Pero no, por el simple hecho que esa chamba le corresponde a los productores, las patronales, los gobiernos locales y regionales y los centros de educación superior. Aunque en este puntito, para ser justos, la Universidad de Piura ha publicado febrilmente, y ojo, no es que saque pecho por ser exalumno sino que eso botan los motores de búsqueda. ¿Y las otras? ¿Acumulando la plata de las pensiones a ver qué fiasco de candidato lanzan a la presidencia o al Congreso?Cómprale a Piura podría ser una exitosa campaña en el mercado local y en el corto plazo (para variar, miopes de alcance), pero se hará insostenible cuando tenga que dar el salto ante las exigencias de la comunidad nacional y mundial de consumidores que no se dejarán impresionar con una foto bonita, un logo elegante o un eslogan creativo. Esa gente querrá razones. ¿Piura tiene documentos que las sustenten?

Soy el primer convencido que toda crisis crea una oportunidad, y allá quienes la sepan aprovechar; pero también creo que las oportunidades crecen robustas y exitosas cuando hay un orden y un método detrás que sea el complemento exacto a la pasión y al entusiasmo.

Y mientras tanto, ¿quién me invita un atracón de chifles baja'os con un cóctel de algarrobina?

Es que... soy omnívoro, pe.

(Opina al autor. Síguelo en Twitter como @nelsonsullana)

Pristina 255

Juan Manuel propaganda