fbpx
29
Mié, Jun

Denuncian presunto "reglaje" contra Vicepresidenta Marisol Espinoza

Política
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

marisol espinoza cruzERP. La vicepresidenta de la República, Marisol Espinoza, habría sido víctima de reglaje por parte del mismo Gobierno de Ollanta Humala. Investigaciones periodísticas revelaron don notas policiales que dan cuenta de una vigilancia por parte de la Dirección Nacional de Inteligencia (DINI).

El pasado tres de noviembre Huamán y Raúl Pianto (agentes de la DINI), fueron intervenidos por la escolta personal de Espinoza, Wilbert Achanccnray. Ambos estaban sospechosamente en un auto con lunas polarizadas frente a la casa de la vicepresidenta. Una primera nota de la Comisaria de Monterrico indica que el suboficial se acercó a los dos agentes, en principio, para preguntarles qué hacían ahí. Huamán se identificó como miembro del Ejército, respondió que estaba esperando solamente a un amigo.

El vehículo no contaba con la autorización para circular con lunas polarizadas. Huamán fue llevado a la comisaría de Monterrico. Es ahí que una segunda nota policial lo identifica como un agente activo de la DINI. Asimismo, el comandante Jhony Bravo Sánchez, jefe inmediato de Huamán, se acercó a tal oficina policial para explicar que el agente se encontraba en la zona para mejorar la seguridad de la embajada de EEUU, que se encuentra a 10 cuadras de la casa de Espinoza.

Según Bravo, existía una alerta sobre un inminente ataque de terroristas libaneses contra la sede diplomática estadounidense. Esa era la razón, según el comandante.

En tanto, el ministro del Interior Daniel Urresti, aprovechó su cuenta de Twiter para descartar el "reglaje" o seguimiento contra la vicepresidenta de la República; la misma que es mirada con recelo desde Palacio de Gobierno y cuyo distanciamiento se dio, después de pronunciarse sobre el indebido protagonismo de la primera dama en asuntos de Estado. 

Ana Jara deslinda

La premier Ana Jara indicó que "repudio" es lo menos que puede sentir, ante el supuesto seguimiento a la vicepresidenta Marisol Espinoza. A través de su cuenta en Twitter, la presidenta del Consejo de Ministros aseguró que no hay política o directiva del Gobierno respecto al caso, pero "de existir facción que lo hubiere hecho de manera paralela, será erradicada".

Un reportaje de Panorama dio cuenta que el 3 de noviembre del 2014, la Policía intervino frente a la casa de Espinoza en Surco a dos agentes de inteligencia del Ejército peruano. Uno de estos logró escapar mientras que el segundo fue llevado a la comisaría.

Pristina 255