Féretro con cuerpo de Alan García recibe homenaje en local del Partido Aprista Peruano

Política
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

ERP. El féretro con el cuerpo del expresidente Alan García llegó a la Casa del Pueblo donde será velado y recibirá un homenaje de sus partidarios y simpatizantes. Su traslado se produjo en horas de la noche, debido al cumplimiento de procedimientos administrativos y sobre todo concordancia con los familiares para modificar la negativa del homenaje público. 

La carroza fúnebre, escoltada por la policía motorizada, salió del hospital Casimiro Ulloa, donde murió por un paro cardiorespiratorio, tras ser intervenido quirúrgicamente debido a una herida de bala autoinflingida en la cabeza.

Un grupo importante de simpatizantes y partidarios colmaron las instalaciones de la Casa del Pueblo, la cual ha sido adornada con flores blancas en honor a su líder.

Casa del Pueblo 01Féretro con cuerpo de Alan García recibe homenaje en local del Partido Aprista Peruano

El expresidente Alan García Pérez falleció la mañana de ayer debido a "una hemorragia cerebral masiva por proyectil de arma de fuego y paro cardiorespiratorio", según el comunicado del Hospital José Casimiro Ulloa. El suicidio, fue adoptado después que llegó a su domicilio el Ministerio Público y la Policía para proceder a detenerlo en cumplimiento de una orden judicial. 

En el local partidario hacia donde llegó el cuerpo del fallecido presidente, se apersonaron destacados dirigentes del Apra, ex ministros de sus dos gobiernos, la familia de García, los hijos que tuvo y toda una multitud que se sorprendió por la impensada medida adoptada, por quien el día anterior se mostró convencido que defendería su honor. 

Los cuestionamientos respecto a la muerte de García Pérez, pasa por una falta de seguridad y protección por parte de la Policía Nacional, quienes no habrían seguido el protocolo establecido para este tipo de casos. 

Diario El Regional de Piura

Pristina 255

Juan Manuel propaganda