Consejo de Ministros en Piura, una posibilidad para reactivar la región

Editorial
Typography

ERP. El Presidente de la República Pedro Pablo Kuczynski anunció para este martes 14 en Piura, se realizará un consejo de Ministros descentralizado, para coordinar con todos los sectores sobre la emergencia que vive la región por las intensas lluvias, el cual se constituye en un importante evento para las aspiraciones de la región Piura, perjudicada por una falta de planificación o cumplimiento de lo planificado. 

En tal sentido, y aunque el evento del "Niño Costero" como se le ha denominado aún se encuentra en proceso de desarrollo, tanto el Gobernador de Piura como la presidencia de la República,creen que debe asignarse los recursos para la reconstrucción, situación que compromete a ministerios, municipalidades y Gobierno Regional de Piura. 

Pedro Pablo Kuczynski indicó que Piura se ha construido de manera desordenada con varios puntos bajos, donde no hay buen drenaje, y claro no es una novedad. No solo la ciudad de Piura, sino todos los centros poblacionales de la región de costa o de sierra, tienen los mismos problemas, es decir, se han asentado en cauces de quebradas, en cuencas ciegas, a la ribera de un río que en su creciente se vuelve peligroso y lo que es peor, sin existir un sistema de evacuación pluvial que disminuya el riesgo. 

Esta responsabilidad o competencia, cuando se trata de ciudades corresonde al ámbito municipal y debido a la precariedad de sus autoridades, se ha permitido que muchos pobladores, urgidos por una vivienda, se ubiquen en cualquier lugar, como se ha observado en la zona del Indio o los Polvorines, cuando en realidad no eran zonas habitables; pero igual sucede en la ciudad de Sullana, donde existen asentamientos humanos totalmente vulnerables y otros pobladores ubicados en los acantilados. 

Frente a esta oportunidad que tiene Piura con el Consejo de Ministros, el gobernador regional Reynaldo Hilbck, considera que debe evaluarse de manera aproximada las pérdidas y la necesidad de recursos para infraestructura en carreteras, en educación y salud, sectores que fueron descentralizados y que se encuentran en la competencia regional. 

Además, el mandatario regional manifestó que las obras principales de prevención se han concentrado en las cuencas de los ríos, donde un desborde podría ocasionar problemas mayores. "Han pasado 2020 m3 por segundo y sino hubieran habido estas obras habrían desbordes, el problema es que nunca es suficiente y no se puede controlar la naturaleza".

El director regional de Transportes, Jaime Saavedra indicó que hay el ofrecimiento de 3 millones de soles a través de un decreto de urgencia por parte del Gobierno Central para comprar combustible y recuperar la transitabilidad en las vías. Sin embargo, este monto es insuficiente para poner operativas las vías de los piuranos y mantener en plena funcionalidad las actividades humanas, aún con las lluvias presentadas. 

Para facilitar esta tarea, estarán llegando cargadores, motoniveladoras, volquetes, que ayudarán a rehabilitar las 21 vías departamentales que han sido afectadas como son: Morropón, Santa Catalina de Mossa, Yamango, entre otras. Jaime Saavedra también dijo que están pensando en la rehabilitación luego del periodo lluvioso, en un monto entre 20 a 30 millones para poder intervenir en transporte y dar transitabilidad a las vías.

Sin embargo, debe tenerse en cuenta que el sistema vial tiene igualmente competencias, de tal manera que se tiene las vías nacionales, las regionales y las locales, lo que implicaría o transferencia de competencias a una sola entidad como el Gobierno Regional de Piura o coordinación entre los niveles de gobierno.

En el sector salud, el director regional César Morón, manifestó que están trabajando para la preparación de los establecimientos de salud y en el control de los factores de riesgo de enfermedades luego del período lluvioso. Por efecto de las lluvias, se ha extendido los casos de dengue y enfermedades prevalentes que obligan a una pronta intervención. 

En la visita a Piura, se ha palpado los impactos en la propiedad privada y pública; sin embargo, no se ha visto con detalle los impactos de las lluvias en la economía. El sector turismo ha decrecido, la agroexportación de banano, mango y otros productos está afectada por las vías malogradas; los comercios se han visto perjudicados por las aguas de lluvia y por la falta de previsión; es decir, los impactos son mayores a los 400 millones que se han indicado, y deberá pensarse en soluciones integrales para paliar este desastre, que nadie previó. Las consecuencias se viven ahora. 

Más como hemos dicho siempre, de este evento pueden salir lecciones que deben aprovecharse; pues la seguridad del territorio se construye día a día y no solo cuando se presenta un evento.