De cómo el ex régimen de Maduro perjudica a las mujeres venezolanas

América Latina
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

ERP. (Por ShareAmerica) La crisis de Venezuela, alimentada por la mala gestión y la corrupción del ex régimen de Maduro, ha sido devastadora para las mujeres venezolanas. El régimen ha atacado a las mujeres que participan en el activismo político con amenazas y exclusión de los programas sociales, según un informe de derechos humanos de la ONU de 5 de julio. Las mujeres y las niñas detenidas por el régimen han sido sometidas a tortura y violencia sexual.

La grave situación de la salud en Venezuela, incluyendo la escasez de medicamentos y los cortes de electricidad, están llevando a miles de venezolanas embarazadas a viajar al extranjero para dar a luz. Según informes de prensa, 25.000 bebés venezolanos han nacido en Colombia desde 2015.

La migración es peligrosa y difícil, y pone a los niños no nacidos en riesgo de nacer prematuramente o con bajo peso al nacer. Pero para las mujeres embarazadas y sus hijos aún no nacidos que permanecen en Venezuela, las probabilidades de morir son aún mayores. Según las estadísticas publicadas por el gobierno venezolano y citadas por la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), la mortalidad materna en Venezuela aumentó en un 65 por ciento entre 2015 y 2016. En ese mismo período, la mortalidad infantil en los seis días posteriores al nacimiento aumentó en un 53 por ciento.

De cómo el ex régimen de Maduro perjudica a las mujeres venezolanasDe cómo el ex régimen de Maduro perjudica a las mujeres venezolanas

Una vez que sus bebés nacen, las madres venezolanas tienen dificultad para obtener atención médica, fórmula infantil y pañales. La escasez de toallas sanitarias (en inglés) hace que la menstruación sea particularmente difícil para las mujeres.

Las condiciones económicas y de seguridad de Venezuela también exponen a las mujeres y las niñas a la violencia sexual, la trata de personas y otras formas de explotación, tanto en su país como en otros. Los traficantes de personas explotan a las víctimas nacionales y extranjeras en Venezuela, así como a las víctimas venezolanas en el extranjero, según indica el informe 2019 del Departamento de Estado sobre la Trata de Personas. Los refugiados venezolanos y otras personas desplazadas se ven forzadas a buscar atención a la salud, educación y otros servicios públicos mientras luchan por cuidar de sus familias.

En respuesta, Estados Unidos ha proporcionado más de 376 millones de dólares en fondos para la respuesta a la crisis regional venezolana, incluyendo casi 334 millones de dólares en ayuda humanitaria y 43 millones de dólares en asistencia económica y para el desarrollo desde el inicio del año fiscal 2017.

Diario El Regional de Piura

Pristina 255