Detienen a Carles Puigdemont en Alemania y Cataluña se levanta en protesta

Otros países
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

ERP. Carles Puigdemont es el líder de la independencia de Cataluña y ex presidente de la Generalitat. Tras la aplicación del artículo 155 de la Constitución Española, trasladó su residencia en Bélgica donde se protegía de la persecución del gobierno de Mariano Rajoy; sin embargo, un viaje a Dinamarca y posterior retorno, lo llevó a ser detenido en Alemania, donde se decidirá si es entregado a España o en todo caso se escucha los argumentos del detenido.

Puigdemont es un perseguido político, miles de catalanes apuestan por la independencia de su territorio del Reino de España, es un hecho que no admiten y buscan por todas las formas de encarcelarlo y procesarlo por la decisión de haber declarado la independencia de Cataluña, la misma que por la misma decisión del Parlament no se aplicó. 

Carles Puigdemont detenido

Carles Puigdemont fue detenido en Alemania Fabrice- Coffrini / AFP

Las elecciones convocadas por el Reino de España no resolvieron la crisis y el independentismo siguió con la misma mayoría; sin embargo, no se ha podido encontrar fórmulas intermedias para elegir al nuevo presidente, considerando que Charles Puigdemon se encuentran en Bélgica con otros de los elegidos. 

Tras conocerse la detención de Carles Puigdemont, el pueblo de Cataluña se levantó, protestan por esta acción de Alemania y esperan que lo liberen. En tanto Charles Puigdemon ha sido conducido al centro penitenciario de Neumuenster. 

Ocho miembros del destituido gobierno de Cataluña están tras las rejas y la justicia española también pretende el arresto de su presidente, Carles Puigdemont, así como de los cuatro consejeros que lo acompañan en Bélgica. Por el momento solo se ha detenido al ex presidente de la Generalitat. 

Específicamente, a todos los procesados se les imputan los delitos de rebelión y sedición, además de malversación. En la orden de captura internacional extendida por la jueza Carmen Lamela contra el expresidente de la Generalitat también se incluyen otros dos posibles delitos: desobediencia y prevaricación.

En tanto, pese a las medidas legales en contra de sus líderes los Catalanes no cambian de posición y creen que su futuro es lograr la independencia, aunque ello signifique poner en riesgo la libertad de quienes la promueven. 

La situación es tensa en España y el tema es considerado político. Para muchos se trata de la detención de un demócrata "Es indecente que mientras los corruptos disfrutan de la más escandalosa impunidad, dirigentes catalanes vayan a la cárcel o se exilien. Queremos a Catalunya en una España fraterna. El conflicto catalán se debe resolver políticamente, con diálogo y escucha, no a la fuerza" indicó Pablo Iglesias. 

El problema de los catalanes de diálogo y no de detenciones indican "Los dolorosos encarcelamientos preventivos reiteran que el problema de las relaciones Cataluña y España es político y es necesario y urgente solucionarlo con el diálogo político" opina el Cardenal Lluís Martínez Sistach.

El diputado Gabriel Rufián es mucho más directo y con la cáustica que se le conoce se pregunta "Pregúntate qué es lo que te hace celebrar detenciones de demócratas en Europa y votar a ladrones libres en Madrid".

Diario El Regional de Piura